La ciudad ha sido arrasada y las victimas vivirán en la esclavitud. Es el alto precio que pagan los vencidos.

“El hombre prudente debe evitar la guerra o pagará un alto precio.” Esta frase, en los labios de Casandra, resume la intención que esta propuesta quiere subir al escenario. La denuncia de las guerras pactadas para hacer dinero; el abandono, a su suerte, de las víctimas más vulnerables de estas “guerras-negocio”; la comunidad internacional que, al estilo Poncio Pilatos, se lava las manos en la resolución de los conflictos…etc. es el grito de dolor que lanzamos desde nuestras gargantas para decir BASTA YA.

Nos posicionamos del lado de la paz, la igualdad y la solidaridad porque sabemos que es posible un mundo mejor y luchamos por ello.